Consejos básicos para jugar al pádel en invierno

0
1856

 

Consejos-basicos-para-jugar-al-padel-en-inviernoTodos sabemos que hay determinados deportes que solo se pueden practicar en verano. O bien a la inversa, algunos que solo se pueden llevar a cabo en invierno, ya que por tratarse de deportes que se practican al aire libre es fundamental el clima. Por ejemplo, el esquí, solo es posible si hay nieve.

Nosotros tenemos la suerte de haber elegido un deporte que se puede practicar durante todo el año a lo largo de nuestra geografía, pero con el que además, al haber proliferado los clubes y pistas indoor, nos podemos asegurar que los 365 días del año vamos a poder jugar.

Hoy os queremos dejar una serie de consejos que nos ayuden a jugar a nuestro deporte favorito en invierno sin ningún tipo de riesgo. Lo primero que debemos tener presente es que en esta época del año la temperatura ambiente es más baja, con lo que la entrada del cuerpo en calor se hace más lenta y larga. Es por esto que es fundamental realizar un correcto calentamiento antes de comenzar nuestros partidos.

Esta temperatura ambiente más baja, también va a hacer que tendamos a abrigarnos mucho. Pero debemos evitar vestirnos con demasiada ropa, ya que nos costará más trabajo movernos y desplazarnos. Debemos entrar en calor mediante el calentamiento ya mencionado y la actividad. Si llevamos demasiada ropa nuestros desplazamientos pueden ser menos efectivos e incluso torpes, con lo que podemos llegar a provocarnos algún tipo de molestias o lesión. Además, con demasiada ropa el gesto técnico va a variar, con lo que vamos a jugar peor y vamos a fallar más veces.

Hay que tener mucho cuidado con los desplazamientos cuando la pista esté húmeda o incluso haya un poco de escarcha. Debemos de pisar más firme e intentar en la medida de lo posible llegar a la bola deslizándonos. Otro factor importante en invierno es el tipo de pelota a utilizar, ya que al haber menos temperatura el aire es más denso y la bola va a correr mucho menos. En estas condiciones optaremos por una bola un poco más rápida para no hacer el juego demasiado lento y pesado.

Debemos tener también mucho cuidado con la hidratación. En invierno, al sudar menos, tendremos menos sensación de sed. Pero siempre debemos cuidar nuestra hidratación antes, durante y después del partido.

Y para finalizar, nada más terminar nuestro partido debemos quitarnos la ropa sudada antes de empezar a enfriarnos y realizar nuestros estiramientos. Y si nos es posible, darnos una buena ducha y ponernos ropa seca y demás abrigo ya que no vamos a seguir haciendo ejercicio.

Lo último, como siempre, la visita obligada a la cantina del club, a tomarnos un buen refrigerio.

Dejar respuesta